miércoles, 4 de abril de 2012

Cine Indígena, el cine que se nos viene.

Anaconda 2011:
Muestra y premiación internacional de cine indígena y afrodescendientes.

Por Alberto Colán

Álvaro Revenga, se ganó el premio mayor.

Lírico, épico, mítico. Nacional, universal, cósmico. Heterogéneo, pluricultural, multilingüe. Solidario, inclusivo. Democrático. Cine Indígena. Sin la aparatosidad y espectacularidad que el poder económico, produce a través de los medios de prensa y propaganda. Pero, con la fuerza de la razón, la verdad, la belleza, y la defensa de la vida. Se llevó a cabo la sexta muestra de Cine Indígena y Gran Premio Anaconda 2011.

Muestra de Cine indígena. Que contó con la participación de un centenar de producciones audiovisuales (documentales, ficción y animación), procedentes de 12 países de Latinoamérica. Que ingresaron, previamente a un proceso de selección y elección de los ganadores, por los jurados locales. Cuyos finalistas, compitieron, finalmente, por el Gran Premio Anaconda 2011.
Dicha Muestra y premiación, se llevó a cobo, en el marco del Año Internacional de la Comunicación Indígena. Organizado, por la Coordinadora Latinoamericana de Cine y Comunicación de los Pueblos Indígenas (CLACPI) Y, Chirapaq, el Centro de Culturas Indígenas del Perú. Contando, para tal fin, con el apoyo de la Comunidad Andina y el auspicio de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo.

Contó con la presencia de invitados especiales y una nutrida concurrencia, compuesta por delegaciones y representantes de diversas organizaciones que integran el CLACPI, la Fundación PRAIA, la AIDESEP y CHIRAPAQ. Venidas, tanto del interior del país, como de los distintos países de Latinoamérica. Quienes se dieron cita, los días 29, 30 y 31 de marzo, en las céntricas y cómodas instalaciones del CC. De España, en Lima.

La Muestra, en sí, fue una grata sorpresa para el público asistente. Que muestra la existencia de un enorme potencial moral, en reserva. Y, el avance avasallador de un cine emergente e integrador, en franco proceso de concreción. Que se apropia sin complejos, de las nuevas tecnologías de información y comunicación: El Cine Indígena.

Cine Indígena, que nos trae el vigor de su cosmovisión, cultura, principios ancestrales y modos de ver el mundo: la reciprocidad, solidaridad y amor por la naturaleza (la tierra, el agua, el hombre, los bosques y animales), perdidos para el mundo occidental. Que, con su sola presencia, cuestiona los principios en que se fundamenta la sociedad moderna. Al señalar, sus taras y graves males: excesivo individualismo, utilitarismo, consumismo. Que da como consecuencia: una sociedad enajenada y depredadora. Que, pone en peligro, no sólo la existencia de las sociedades tradicionales, sino, la existencia de la vida misma, en el planeta.
Cuestionamiento, que parece ser el real motivo del silenciamiento y la invisibilidad al que la sociedad desarrollada, somete a la presencia indígena. Sin saber, o, peor aún, a sabiendas de los males sociales que ello provoca: exclusión, racismo, violencia, muerte y la desintegración nacional.

A continuación, un breve resumen de las películas galardonadas:

El oro o la vida. Recolonización y resistencia en Centro América.

Film, documental. Producido, en Guatemala, Honduras y El Salvador. Realizado por caracol producciones y la participación de los pueblos indígenas: Maya Mam, k´iché, Kaqchikel, Q´eqchí, Qánjobal, Ixil y otros. Duración: 56.30 minutos.
Tema: Centro América, es el objetivo de la invasión de las mineras transnacionales. La compañía canadiense Goldcorp, es la causante de provocar la grave contaminación, división y criminalización de la protesta social, con su secuela, de enfermedad y muerte. A la que los pueblos indígenas han decidido poner freno, a través de las Consultas Comunitarias.
Comentario: Grave alegato, en contra de los abusos y métodos criminales de esta empresa minera. Que por su vigencia y actualidad en nuestro medio, sin duda, influyó en la decisión del jurado para hacerse del máximo galardón. Film, de formato y tratamiento cinematográfico convencional, que expone, de manera muy racional, la gravedad del problema de la contaminación y sus consecuencias en la vida y la salud, de la población misma. Y, la consecuente, movilización de las poblaciones afectadas, en protesta por las mismas. Bien merecido el gran premio Anaconda 2012, por su valiente denuncia.

La travesía de Chumpi.

Film, de género documental. Producido en el Perú, por: Julio Valdivia Gómez. Y, con la participación de los pueblos indígenas: Achuar de Chicherta, en la Amazonía peruana. Duración: 46.50 minutos.
Tema: Viaje iniciático al santuario secreto de los Achuar, de Chumpi (un niño de la comunidad), al cual acompañan el abuelo y miembros de la comunidad. Demostrando que los territorios no están ¨vacíos¨, como pretenden las empresas petroleras, extractivas.
Comentario: Film, merecedor del segundo premio en importancia del Concurso Anaconda 2012. Que muestra la cultura, espiritualidad y respeto por la naturaleza, del hombre indígena. Echando por tierra prejuicios existentes, respecto al hombre amazónico. Y, mostrando de paso, bellezas escondidas de nuestra Amazonía que bien pueden ser explotadas como recurso turístico, en lugar del oro.

Desterro Guaraní.

Film documental, de producción brasileña, de 38 minutos de duración.
Realizado por Video en las Aldeas y la participación de los pueblos indígenas: Mbya Guaraní y Comunidades Mbya Guaraní de Río Grande do Sul.
Cuyo tema, reflexiona sobre la historia de esta comunidad. Y, como en contacto con los colonos, el pueblo fue despojado de sus tierras ancestrales.
Comentario: Film, que nos hace reflexionar acerca del despojo a que son sometidas nuestras comunidades, por propios y extraños. Convertidos, por obra y gracia de ello, en los ¨sin tierra¨.

Nuestra casa grande.

Film, de género experimental de animación. Producción, Bolivia.
Realizador: CEFREC, CAIB, pueblo indígena Guarayo. Duración: 5 minutos.
Tema: Una abuela guaraya cuenta a su nieta la forma apacible como vivía su pueblo antes de que las empresas madereras destruyan el precario equilibrio entre el hombre y la naturaleza, en sus tierras.
Comentario: Otro de los films galardonados, por su candor y la sencilla originalidad, de su tratamiento.

Mu Drua, mi Tierra.

Film, de género documental. Producción, Colombia.
Realizado, por: Organización indígena de Antioquia, y los pueblos indígenas Emberá Katio-Mutata-Antioquia.
Tema: Una joven indígena (Mileidy), embera Katio de la comunidad de Canaduzales de Mutata- Antioquia, muestra la relación entre los miembros de su familia, con la naturaleza. Las vivencias y costumbres, de la comunidad. Y, su relación con la violencia.
Comentario: Film, intimista, que muestra la cultura de paz y armonía familiar y, también, con la naturaleza. Pero, que las ¨fuerzas del mal¨ (la violencia política), asedian para tratar de imponer sus dominios. Sutil alegoría, a la situación colombiana y latinoamericana.
Mileidy, la protagonista, es una aprovechada estudiante de Ciencias de la Comunicación y guionista. Que muestra en el documental, su propia experiencia personal, en su comunidad de origen. Cautivándonos, con su inteligente planteamiento cinematográfico, y el delicado lirismo, de la puesta en escena. Que, sin duda, la llevará muy lejos en el camino del cine. Por de pronto, ha sido merecedor de una Mención Honrosa, dentro del Festival Anaconda, de cine indígena.

Txéjkho Khám Mby: Mujeres Guerreras.

Film de género docuficción. Producción, Brasil: 11 minutos de duración.
Realizado, por: Video en las Aldeas, con la participación de los pueblos indígenas: kIsédjé, del Mato Grosso.
Tema: Escenificación de un mito, que narra la relación secreta de una chica con su hermano. Hecho que desencadenan la revuelta de la ¨mujer guerrera¨.
Comentario: Este, es un bello film, que no se hizo acreedor a ningún premio. Pero, que, desde nuestro modesto punto de vista, es el ganador moral del máximo premio. Para lo cual, cuenta con sobradas razones: La insólita belleza temática, que se emparenta con los mitos clásicos griegos. El tratamiento cinematográfico y la puesta en escena, que ensalza la visión indígena, y que la participación de la comunidad refuerza. Acompaña, un tratamiento cinematográfico moderno y efectivo.

En resumen: Un cine heterogéneo, compuesto de múltiples voces y registros. Como la naturaleza de la que se nutre. Cine Indígena, que nos hace sentir orgullosos de nuestras sólidas raíces culturales. Que nos nutre, vivifica e integra, no solo a nivel nacional, sino, también, a nivel de la gran patria, Latinoamérica. Cine, que debería exhibirse por el canal de señal abierta del Estado (RTP-7) ¨El canal de todos los peruanos¨. Ya que hablamos de inclusión social y lucha frontal contra la discriminación, el racismo y la violencia. ¡Ahora, es el momento. Mañana, será otro día!. ACG.

Alberto Colán (autor de esta nota), dos de los ganadores del "Gran Premio Anaconda 2011", de Cine Indígena, y Armando Arteaga.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal


Contador Gratis Contador gratis
planetaperu.pe estamos en
PlanetaPeru.pe